VI ENCUENTROS DE DIRECCIÓN B.M.BILBAO

0
48

Concierto de la Banda Municipal de Bilbao. «Música Cercana»

Dirección a cargo de José Rafael Pascual Vilaplana
Con la colaboración de: Douglas Bostock, Profesor Invitado

CONSERVATORIO DE MÚSICA J. C. DE ARRIAGA

14/1/2022 A LAS 18 h

PROGRAMA
CIACONA E moll BuxWV 160 – Dietrich BUXTEHUDE (1637-1707) / Arr. Mari van Gils
ASUKA (1969) – Tetsunosuke KUSHIDA (1935)
OTHELLO (1976) – Alfred REED (1921-2005)

  1. Prelude (Venice)
  2. Aubade (Cyprus)
  3. Othello and Desdemona
  4. Entrance of the Court
  5. The Death of Desdemona

GALLIMAUFRY (1983) – Guy WOOLFENDEN (1937-2016)
DREDRED (1999) – Andrés VALERO-CASTELLS (1973)

NOTAS AL PROGRAMA
Clausuramos la sexta edición de los Encuentros de Dirección Orquestal, un proyecto nacido en la Banda Municipal de Bilbao con el objetivo de fomentar el estudio y evolución del mundo de la dirección musical, además de dar oportunidad a jóvenes valores en esta especialidad. Este año hemos tenido el honor de contar con la presencia como profesor invitado del maestro inglés Douglas Bostock, todo un referente de la dirección orquestal en Europa y Asia, y que ya trabajó como director invitado de la BM de Bilbao en la Temporada 2015-2016. Cinco alumnos del curso seleccionados por los profesores de la BM, dirigirán un programa organizado cronológicamente y formado por distintas partituras que evocan el eclecticismo de la creación para la orquesta de vientos y percusión.
Comenzaremos con una transcripción a partir de una partitura de órgano, un ejercicio artesanal de emular con la paleta orquestal de la banda de música uno de los más completos instrumentos de viento: el órgano. Dietrich Buxtehude (Helsinborg, 1637 – Lübeck, 1707) fue uno de los organistas barrocos más importantes de la escuela alemana. Se cuenta que el propio J.S. Bach caminó doscientas millas solo para escucharle tocar. En las composiciones de Buxtehude se adivina la influencia de dos escuelas propias de la época, la de Jan P. Sweelinck (1562-1621) en Amsterdam y la de Alessandro Frescobaldi (1583-1643) en Italia. De hecho, la Ciacona E moll es de clara influencia italiana y nos ofrece todo un ejemplo de esta danza de origen español que se difundió por Europa en el siglo XVII. La progresión básica de unos acordes, reiterados y redecorados, se amplían aquí con la versatilidad colorista de la banda gracias al trabajo del compositor holandés Mari van Gils (1960).
Japón ha sido uno de los países cuya cultura bandística ha tenido una mayor evolución, dispersión y desarrollo durante el siglo XX. Asuka (1969) es una región del centro del distrito de Nara y destaca por su arquitectura antigua y su gran tradición en música folklórica. La descripción de esta región a través de la música bandística es obra del maestro Tetsunosuke Kushida (1935), graduado de composición en Tokyo y valedor de la música tradicional japonesa al nacer en una familia de músicos tradicionales. La fusión del folklore japonés con el lenguaje creativo más comprometido es una de sus características fundamentales.
El amor entre Othello y Desdémona, narrado por la preciosista pluma de William Shakespeare basa la creación de una obra llena de recursos dramatúrgicos y expresivos, en donde la artesanía compositiva del prestigioso maestro americano Alfred Reed (1921-2005) se manifiesta de forma vehemente. La partitura original de 1974, fue escrita como música incidental para un montaje teatral en la Universidad de Miami bajo la dirección del Dr. Delmar E. Solem. Originariamente está escrita para 16 metales y 3 percusionistas y la música representa 14 secuencias de la obra shakespeariana. La suite para banda está confeccionada con algunos materiales de esta música incidental. La partitura es la cuarta de una serie de encargos del Ithaca College en memoria de Walter Beeler, en una colección conocida como Walter Beeler Memorial Band Series. El estreno fue dirigido por el propio compositor el día 12 de octubre de 1977 con la Symphonic Wind Ensemble del Ithaca College.
Y siguiendo con la influencia shakesperiana, el compositor inglés Guy Woolfenden (1937-2016) escribía en 1983 una especie de collage de músicas escénicas bajo el título de Gallimaufry. La música creada por Woolfenden para la representación de Henry IV en el Barbican Theatre de Londres en 1982 a cargo de la Royal Shakespeare Company, sirve de material temático para esta suite bandística encargada por Timothy Reynish y la fundación North West Arts. El estreno fue dirigido por el propio compositor en 1983 al frente de la Royal Northern College of Music Wind Orchestra.
Y finalizando el siglo XX, el compositor valenciano Andrés Valero-Castells (1983) componía una de sus primeras creaciones bandísticas que ya se ha convertido en todo un clásico por ser una obra de conexión con nuevas ideas creativas para la orquesta de vientos y percusión. Dredred (1999) es en realidad un conjunto de siglas que definen la estructura formal de la propia composición. La partitura, dividida en cinco partes, D-RE-D-RE-D, tiene como nexo de unión la nota Re, la cual será inicio de motivos melódicos, modo escalístico o tonalidad. Además de ello, la rítmica forma parte esencial del entramado básico de la obra desarrollándose una compleja arquitectura contrapuntística basada en el desarrollo arpegiado del acorde inicial. Todo ello confluye en una obra de una gran compacidad formal y estilística.
Con programas como el presente se puede apreciar el variado y diverso mundo de potencialidades de una banda de música como vehículo de expresión artística. Además, al ser dirigido por varias batutas diferentes, también será muestra de la natural relación entre la dirección de un grupo y el sonido de éste: la naturaleza y la diversidad como orígenes del arte, como no podría ser de otra manera.
José R. Pascual-Vilaplana

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí