Juan Delgado gana el XXXI Premio Jóvenes Compositores Fundación SGAE – CNDM 2020

0
121

Juan Delgado Serrano (Salamanca, 1985) se ha alzado ganador de la XXXI edición del Premio Jóvenes Compositores Fundación SGAE-CNDM 2020 que convocan conjuntamente la Fundación SGAE y el Centro Nacional de Difusión Musical (CNDM) y cuya final se celebró ayer en el Auditorio 400 del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía de Madrid.   El salmantino ha obtenido el primer premio ‘Xavier Montsalvatge’, dotado con 6.000 €, por su obra Ad petendam pluviam y se convierte además en compositor residente de la Red de Músicas de Juventudes Musicales de España durante la temporada 2021-2022. “Escuchar mi obra en directo en un entorno como este ha sido una satisfacción enorme, ya alzarme ganador me alegra y me da impulso para continuar haciendo estrenos y componiendo”, ha declarado Delgado.

«Una composición de este tipo necesita mucho equipo trabajando en conjunto. Es un tesoro celebrar estos certámenes porque como joven compositor es muy complicado estrenar obras a este nivel», agradece. 

Sobre Ad Petendam Pluviam, obra con la que ha conquistado el galardón, Juan Delgado ha explicado: “Hice un trabajo de campo acerca de las rogativas en la provincia de Segovia de finales del siglo XX para pedir lluvias. Estas prácticas están representadas en la composición: desde el rezo hasta que las nubes descargan la lluvia”.    Juan José Solana, presidente de Fundación SGAE, hizo entrega del primer premio al compositor y recordó la calidad del reconocimiento: “Este certamen muestra el trabajo que se está haciendo en España entre los jóvenes, con un carácter de vanguardia y obras muy dispares, atrevidas, que buscan tendencias sonoras nuevas. Nos sentimos muy orgullosos de poder realizarlo, más en estos tiempos de Covid y agradecemos la respuesta del público».

Video

Palmarés completo
De este modo, el palmarés completo de la XXXI edición del Premio Jóvenes Compositores Fundación SGAE – CNDM 2019 queda configurado de la siguiente forma: Alejandro Cano Palomo (Fuengirola-Málaga, 1992) conquistó el segundo premio “Carmelo Alonso Bernaola” (3.000 euros) con su obra La forma de las estrellas ; Llum Martín (Quart de Poblet-Valencia, 2000) se alzó con el tercer premio “Francisco Guerrero Marín” (1.5000 euros) con su pieza Disintegrated strata; mientras que Pilar Miralles (Almería, 1997) recibió la mención honorífica «Juan Crisóstomo Arriaga» (1.200 euros) por su trabajo Deconstrucción de un referente. Todos ellos cuentan con menos de 35 años de edad.

El conjunto instrumental ENIGMA, bajo la dirección de Asier Puga, estrenó ayer las cuatro composiciones, dentro del ciclo Series 20/21 del Centro Nacional de Difusión Musical-CNDM en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía. Además, y como en cada edición, la Fundación SGAE editará un disco promocional que reunirá las cuatro obras finalistas del certamen, con el fin de contribuir a su posterior promoción y difusión. El jurado, que estuvo compuesto por los compositores Julián Ávila Sausor, Juan Cruz Guevara, Alejandra Hernández, Israel David Martínez y Sonia Megías, ha seleccionado estas obras de un total de 49 presentadas a concurso.     ​​​​​​

Compositor Residente de la Red de Músicas
Al primer premio se suma también la designación de Delgado como Compositor Residente de la Red de Músicas de Juventudes Musicales de España. El salmantino recibe así el encargo de tres obras de música de cámara que serán estrenadas e interpretadas dentro del circuito de Red de Músicas durante la temporada 2021–2022, otorgándosele 1.000 euros por cada pieza.

Acerca del premio
La Fundación SGAE y el Centro Nacional de Difusión Musical-CNDM convocan anualmente este premio con el propósito de estimular la creación en el campo de la música clásica contemporánea entre los jóvenes creadores de hasta 35 años, contribuir al desarrollo y conocimiento social de nuevos lenguajes, tendencias y modos de expresión musicales. Creado en 1987 por la SGAE, se ha convertido en uno de los más importantes certámenes de su tipo, por su nivel de organización y su rigurosidad, por el prestigio de los intérpretes y de los jurados participantes.   ​​​​​​A través de sus treinta ediciones, el premio ha servido de escaparate promocional en los inicios profesionales de algunos de los autores contemporáneos que actualmente gozan de un mayor reconocimiento y cuyas obras son habituales de los circuitos internacionales dedicados a la música actual.
Entre los ganadores de sus anteriores ediciones destacan nombres ya consolidados dentro del panorama de la composición actual, con carreras internacionales que demuestran la buena salud de la creación musical española: Agustín Charles, Mauricio Sotelo, José María Sánchez-Verdú, Jesús Rueda, Jesús Torres, Pilar Jurado, Gabriel Erkoreka, Ramón Humet, Juan Cruz Guevara, Jesús Navarro, Oliver Rappoport o Nuria Núñez, entre muchos otros, han sido protagonistas de esta cita indispensable en el apartado de la composición para ensemble a nivel nacional. ​​​

Acerca del ganador
Juan Delgado Serrano (Salamanca, 1985) estudió en el Conservatorio Superior de Música de Castilla y León Composición y Etnomusicología, disciplina por la que obtuvo el Premio de Honor de Fin de Carrera. Completó su formación con el título de Ingeniería de Audio y Producción Musical (SAE Institute/Middlesex University) y se especializó en piano jazz y moderno de la mano del pianista Germán Kucich (Escuela de Música Creativa). Paralelamente, amplió sus estudios en Etnomusicología licenciándose en Antropología Social y Cultural (UNED). Como autor ha desarrollado una variada trayectoria compositiva en la música contemporánea, la música para medios audiovisuales y la música moderna. Ha ejercido de director musical  así como de productor musical, arreglista, diseñador sonoro, ingeniero de sonido y músico de estudio con artistas como Eugenio Muñoz, Bobby Martínez, Jorge Pardo, Rosendo, Celtas Cortos o Rodrigo Mercado, así como con sellos discográficos como Warner Music o Elephant Records. En el ámbito de la música contemporánea, su obra compositiva se caracteriza por el uso de plantillas instrumentales eclécticas y técnicas instrumentales extendidas, la incorporación de recursos electrónicos y procedimientos de electrónica en vivo, el tratamiento panorámico de las fuentes sonoras y el diseño de ambientes sonoros envolventes, la confluencia de lo sonoro con otros estímulos sensoriales, la intertextualidad cultural, la sensibilidad poética, el intimismo y el culto al silencio.

Acerca de ‘Ad petendam pluviam’

En palabras del propio autor, Ad petendam pluviam recrea el fenómeno de las prácticas propiciatorias campesinas de petición de lluvias que, hasta los años sesenta y setenta, se seguían celebrando de manera generalizada, tanto en fechas oficiales de primavera como en ocasiones especiales de sequía, en la mayoría de los pueblos castellanos de la actual «España vacía»: rogativas comunitarias acompañadas de oraciones ad petendam pluviam, cantos responsoriales litánicos y bendiciones rituales de campos, ritos de inmersión de objetos con atribuciones místicas, cantos propiciatorios populares, etcétera. Ad petendam pluviam sumerge al oyente en una atmósfera intimista y evocadora en la que se recrea la situación de sequía en el campo, el lamento de los labradores, la mirada de mujeres y hombres suplicando al cielo y el paulatino y sobrecogedor advenimiento de la lluvia. Fruto de mi investigación etnomusicológica en la provincia de Segovia, que será publicada en 2021 (Agua te pedimos), surge este homenaje personal a la memoria de aquellos ancianos agricultores que, con el rostro encendido y
las lágrimas aflorando en las pupilas, hablaron y cantaron, desnudando con generosidad sus recuerdos, sus creencias, sus valores, su fe y, en esencia, sus vidas.


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí